Información en español sobre Ucrania

Confesión de un guerrillero. Parte III

Deja un comentario

El personal

Los soldados no me interesaban. Quería saber más sobre el personal de rango más alto. De éstos estaba sólo Motorola y Bai. A Motorola lo conocí en un pueblo, Semenovka. Yo traía la comida a la cafetería «Metelicia», cuando los nuestros empezaron a disparar. En seguida vino Motorola, y empezó a comandar al desapego.

Me pareció un buen comandante, porque 60 hombres suyos se mantenían frente a los nuestros durante 3 meses. Pero ahora entiendo que no era por su mérito, sino por nuestra incompetencia.

Hablé mucho con Ris, un comandante de separatistas. Él no era un verdadero líder, tan sólo una estrella de YouTube. Es cobarde, pero siempre aparecía en el lugar correcto y en el momento adecuado.

No califico a los comandantes de buenos o malos. Mi criterio es  la eficiencia del personal. Pero a los comandantes de campamentos los hombres les tenían mucho respeto.

Yo siempre me posicionaba como experto militar en la seguridad de datos. Decía que sabía organizar vídeovigilancia de los terrenos. Al final no se hacía nada de eso, pero lo más importante era hacerles pensar que sabía hacer las cosas.

Con Girkin hablé brevemente un par de veces. La primera vez se fue al sótano y me preguntó que qué estaba haciendo. Bromeé que soy de «Praviy sektor» y de Maydan. Después entendí que no era una broma adecuada. Girkin es un hombre complejo. No logré comprenderlo. No está claro lo que está pensando. Era el responsable del todo abastecimiento. Es un hombre que sabe negociar y entre sus hombres le tenían respeto.

Había personas de diferentes países. Una chica, francotiradora, de Bielorusia. Otro chico vino porque veía demasiado los medios informativos rusos. Después de estar un tiempo en las trincheras, dijo que no vio a quién había que proteger y que quería irse con un amigo. A uno de ellos le atribuyeron una traición y ambos desaparecieron.

Los rusos en aquel tiempo eran una minoría. Eran unas unidades que se dedicaban a unos objetivos concretos. No estaban en las trincheras, no cavaban refugios, no participaban en las defensas.

Parte I  Parte II

Fuente

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s