Thomas L. Friedman: “El quid de la cuestión es el 25 de mayo”

Captura de pantalla 2014-04-24 a la(s) 21.20.39La palabra “Maidan” significa “plaza” tanto en ucraniano como en arábico. Y el “Maidan de la Independencia” de Kiev, como el “Tahrir Maidan” de El Cairo, fueron ambas escenarios de explosivas aspiraciones democráticas. Las barricadas de adoquines apilados, llantas, vigas de madera y coches quemados erigidas por los revolucionarios ucranianos siguen ahí – de hecho, parece como si pudiera ser el set de «Les Misérables» – y la gente todavía trae flores en los santuarios improvisados ​​para las más de 100 personas muertas en el Maidan por culpa del viejo y ahora depuesto régimen. Caminando a través de la plaza, sin embargo, he tratado de explicar a mi anfitrión que, mientras yo estaba sumamente impresionado, muchos estadounidenses hoy en día tienen una clase de «fatiga de Maidan» – demasiadas esperanzas frustradas por la democracia en demasiadas plazas – desde Afganistán a Irán, Irak Egipto, Siria a Libia.

Nuestra revolución es diferente, me dicen los ucranianos. Hay verdaderas raíces democráticas aquí, verdaderas instituciones de la sociedad civil y el imán de la Unión Europea al lado. Con un poco de ayuda, podemos hacer esto.

Cuanto más aprendo aquí, más pienso que tienen razón. Algo muy consiguiente ha sucedido aquí. De hecho, creo que el futuro de Ucrania es uno de los retos de política exterior más significativos de la presidencia de Obama, ya que no sólo determinará el futuro de Ucrania, sino también de Rusia.

Hubiera sido agradable si podríamos haber forjado un compromiso con el presidente Vladimir Putin, que habría permitido a Ucrania a ir uniéndose poco a poco la Unión Europea, sin que se sintiera amenazado. El presidente Obama trató de encontrar una fórmula de este tipo, en la que podrían ganar todos. Sin embargo, Putin no aprueba esta clase fórmulas. Él es más de “ganar-perder”. Si es así, tendrá que perder, por el bien de Ucrania y Rusia.

Sólo los ucranianos pueden amenazar la legitimidad de Putin

Eso no va a ser un juego de niños. Nosotros y nuestros aliados europeos tendremos que superar nuestra fatiga, y los ucranianos tendrán que unirse más que nunca. La primera prueba llegará el 25 de mayo, cuando Ucrania celebrará sus elecciones presidenciales. Putin está trabajando para impedir o desacreditar esas elecciones mediante el bombardeo del este más pro ruso de Ucrania con la propaganda de que el movimiento del Maidan fue dirigido por «fascistas» y utilizando a sus agentes y a matones locales encapuchados para mantener la región en crisis para que las personas no vayan a votar.

Nuestro trabajo es hacer a Putin retroceder de modo que las elecciones puedan llevarse a cabo. Esto puede requerir más sanciones en estos momentos. El trabajo de los ucranianos es elegir a una persona decente e incluyente, que trabajará para garantizar la unidad de Ucrania y limpiar su corrupción. Podemos disuadir a Putin, pero sólo los ucranianos pueden amenazar su legitimidad. Si una mayoría vota aquí en una elección libre para acercarse a Europa y alejarse de Moscú, Putin tendrá un problema real.

Daria Marchak, una joven reportera ucraniana de negocios, me explicó por qué los jóvenes ucranianos están tan desesperados por unirse a la UE: «Hasta 2011, se notaba cierta mejora en ese sentido», dijo. “Pero el último gobierno fue tan corrupto, a escala industrial, la gente sentía «que íbamos hacia atrás.» Y luego, cuando ese viejo gobierno informó de que iba a abandonar la idea de unirse a la UE para unirse a la Unión Euroasiática de Putin, que consideramos una farsa, pues fue la gota que colmó el vaso.”

«La gente se sentía que si nos unimos a la unión aduanera de Putin el sistema corrupto que aquí se cimentaría para siempre», aclaró Marchak, “y los jóvenes no tendrían futuro. Su desesperación a unirse a la Unión Europea se debe a la ilusión de que nos aproximaría a lo que yo llamo «globalution» – revolución desde allá – que la UE obligará a los políticos ucranianos las normas de transparencia. La UE sería el instrumento de cambio.”

“Pero para Ucrania unirse y formar parte del UE requerirá un presidente con una visión incluyente para integrar el Este y el Oeste del país”, dijo Oleh Levchenko, activista político Maidan. «El mayor problema que tenemos hoy es la ausencia de un mensaje correcto – un mensaje que puede unir a Oriente con Occidente. Así que este no es un problema de Putin. Es nuestro fracaso. Nadie traza una visión unificadora del futuro.”

De hecho, Ucrania tiene la «enfermedad de la plaza de Tahrir.» Los revolucionarios de Kiev han sido increíblemente valientes. Pero, al igual que en Egipto, aún no han traducido sus aspiraciones – para un futuro inclusiva, pro-europeo, sin corrupción – en sus propios partidos políticos o candidatos nacionales que podrían ganar las elecciones y gobernar. Así pues, las viejas oligarquías están llenando el vacío. Algunos son realmente decentes, pero Ucrania tiene que hacerlo mejor.

Olena Litvishko, de la iniciativa de Ucrania por la protesta pacífica, me dijo que lo que la revolución de Maidan hizo fue elevar «un estrato de la sociedad civil y las empresas que tienen la energía para el cambio, pero no los instrumentos.» No tienen partidos políticos basados ​​en una amplia agenda compartida. «Ellos no conocen sus derechos, y nuestros políticos no quieren que lo hagan.»

En suma, que eran los valiente ucranianos los que dieron a luz a su propio movimiento democrático limpio, porque estaban hartos. Sin embargo, Putin no puede vivir con su éxito. Así que, para que prospere, hay que asegurarse de que Putin no acabe con ella en la cuna, y asegurarse de que sus políticos de la vieja guardia no la maten antes de que aprenda a caminar.

Uma (Karina Kolokolchikova)

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: